Botete

13-marzo-2010

Uno de esos picos ocultos de la provincia. Por su lejanía incluso de la capital del Bierzo y por su moderada altitud, es difícil encontrarlo en condiciones óptimas para el esquí de montaña. Por desgracia no elegimos el mejor día a pasar de no tener una previsión demasiado mala. El viento, la niebla con nula visibilidad y el efecto "whiteout" nos hicieron desistir y con razón. Al día siguiente fue el "Día". Hubiéramos encontrado sol y la mejor nieve de la temporada, pero ya teníamos otros planes.

Aún así pudimos hacer casi 3/4 partes del recorrido y disfrutamos del mejor descenso entre pinos que jamás habíamos imaginado, como su fuera un pequeño slalom especial, y bajamos en tablas hasta la cota 1200m (algo increíble). Quedará pendiente para la próxima vez.

 

Realizada por: Omar y Héctor Alvarado